Compartir

Cómo entrenar para una prueba de resistencia

Por Elisa Solás. Actualizado: 16 enero 2017
Cómo entrenar para una prueba de resistencia

Una de las mejores actividades deportivas que se pueden hacer para mantenerse en forma es la de correr. Además de mejorar tu salud física, esta práctica te puede ayudar a liberar estrés y despejar la mente. Es por esto que últimamente mucha gente se ha apuntado al fenómeno runner y se prepara para carreras populares. Pero en ocasiones, el problema de muchas personas es que no realizan bien esta actividad. La falta de constancia, el querer hacer más kilómetros de los que se puede, no llevar una intensidad adecuada o no respetar los tiempos de descanso, son algunos de los motivos por los que algunas personas dejan de correr pasado poco tiempo. Por eso, desde unComo.com hoy os traemos unos cuantos consejos prácticos de cómo entrenar para una prueba de resistencia.

También te puede interesar: Cómo entrenar para un ironman
Pasos a seguir:
1

Aunque a priori lo parezca, esta actividad no es tan sencilla como salir a correr los días de la semana manteniendo un mismo ritmo y recorriendo siempre los mismos kilómetros. Hacer unos buenos entrenamientos es primordial para tener una mayor resistencia de forma más rápida, evitando posibles lesiones y sin caer en el aburrimiento que nos pueda animar a dejarlo.

2

Algo imprescindible para empezar, es hacerse un calendario y elegir bien los días que se va a entrenar. Para los principiantes, tres días a la semana al comienzo es lo mejor. Paulatinamente, se irán aumentando los días conforme se vaya ganando forma. No queramos meternos una marcha de más porque en ocasiones “menos es más” y “más es menos”. Los descansos los podemos marcar de la siguiente manera:

  • Día de entrenamiento suave/día de descanso.
  • Día de entrenamiento duro/dos días de descanso.
Cómo entrenar para una prueba de resistencia - Paso 2
3

Otro aspecto importante a tener en cuenta para entrenar para una prueba de resistencia es el de empezar con una distancia que sea asumible para tu estado físico. Con el paso de las semanas, esta distancia podrás ir aumentándola y ponerte nuevos retos que sean alcanzables para ti. Te aconsejamos, así, que incrementes la distancia en un 5 o 10% más cada semana.

Cómo entrenar para una prueba de resistencia - Paso 3
4

En la variedad está el gusto. Evita la rutina y marca distintos ritmos. Por ejemplo, un día puedes correr poca distancia a velocidad elevada, otro día puedes hacer una carrera larga y suave y el tercer día dedicarlo a hacer series, 5 series de 300 metros a ritmo intenso es una buena fórmula para comenzar.

5

Hacerlo de esta manera te permitirá ganar resistencia y evitar el estancamiento. Además, con cada práctica se trabaja un tipo de resistencia distinto:

  • Los días que hagas series trabajarás la resistencia anaeróbica y fortalecerás los músculos de las piernas.
  • Los días de carrera larga trabajarás la resistencia aeróbica.
  • Los días de carrera rápida e intensa te ayudarán a trabajar la fatiga para que seas capaz de resistir esfuerzos prolongados.

Acompañar estos ejercicios con entrenamientos de bicicleta o natación, será un plus para aumentar aún más la resistencia.

Cómo entrenar para una prueba de resistencia - Paso 5
6

Realizando bien estos ejercicios y teniendo paciencia y constancia, en pocas semanas se notará la mejoría y en pocos meses estarás preparado para participar en carreras y pruebas de resistencia.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo entrenar para una prueba de resistencia, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Fitness.

Escribir comentario sobre Cómo entrenar para una prueba de resistencia

¿Qué te ha parecido el artículo?

Cómo entrenar para una prueba de resistencia
1 de 4
Cómo entrenar para una prueba de resistencia

Volver arriba